No lo vio venir. Pilar Abel no es hija de Salvador Dalí. Las pruebas de ADN han demostrado que la vidente no tiene ningún tipo de parentesco con el pintor.

Publicidad

Tras lograr la exhumación del cadáver de Dalí, Pilar Abel se ha llevado un revés que no vio venir, pese a que se dedicaba a ser vidente. Era, sin duda, de las pocas que creía la versión que supuestamente le dio su madre antes de caer enferma, asegurando que había mantenido una relación con el artista y que fruto de ella nació Pilar.

Ahora, el ADN demuestra que, si hubo tal relación, sin duda no dio ningún fruto. Y es que Pilar no es hija de Dalí, como afirmaba. Las pruebas, que se realizaron en Madrid y en Barcelona no dejan lugar a dudas y ya están en manos del juez. En ellas se demuestra que no hay ningún tipo de parentesco entre la vidente y el pintor surrealista.

Los resultados son decisivos para el juicio del próximo 18 de septiembre, en el que Pilar Abel tenía que aportar alguna prueba que demostrara su tesis de que era hija de Dalí. El juez había encargado que sería necesario una prueba de ADN y tras conseguir la exhumación del cadáver del pintor, éstas han demostrado que no son padre e hija.

Mientras la propia Pilar ha decidido, al menos de momento, no comentar nada en las redes sociales, Twitter arde con la noticia. Tanto el nombre de Pilar Abel como el de Salvador Dalí son trending topic y pocos son los que se han sorprendido con la noticia.

Algunos se preguntan quién pagará ahora la exhumación y las costas del juicio, que deberían ir a la cartera de Pilar y otros asumen que se han equivocado al confiar en la palabra de la vidente. Curiosa ha sido la reacción de Joaquín Prat, a cuyo programa acudió varias veces Abel contando su historia.

Como no podía ser de otra manera, el humor también ha hecho presencia inmediata, asegurando algunos que Pilar Abel podría probar suerte ahora con Julio Iglesias.

Publicidad

Comentarios