China ha respondido ya a los aranceles de EEUU y aumenta la tensión comercial con el gigante americano. Anuncia sanciones a bienes estadounidenses por valor de 60.000 millones de dólares.

Publicidad

La tensión comercial entre EEUU y China sigue en aumento. Ahora ha sido el gigante asiático el que ha anunciado nuevas medidas y respuesta al aumento de los aranceles estadounidenses a productos chinos. Pekín ha intentado contrarrestar con nuevas sanciones a importaciones americanas pro valor de 60.000 millones de dólares. Una cifra alejada de los 200.000 millones de EEUU.

La respuesta de China complica de nuevo las negociaciones entre ambos países. Y aleja la posibilidad de un acuerdo a corto plazo que acabe con la guerra comercial.

“Estados Unidos insiste en la imposición de aranceles, lo que ha traído nueva incertidumbre a las negociaciones bilaterales. Esperamos que EE UU reconozca las consecuencias de tales actos y tome medidas para corregirlos de forma oportuna“, recoge el Ministerio de Comercio chino en un comunicado. En el mismo se confirma que la respuesta china será inmediata a la medida estadounidense. Es decir, que los nuevos aranceles entrarán en vigor el 24 de septiembre.

85% de importación

Cuando entre en vigor la respuesta de China, el país habrá puesto aranceles nuevos a prácticamente el 85% del total de sus importaciones de EEUU. Más de 5.200 productos, desde ordenadores a alimentos, se verán afectados por la medida.

A diferencia de EEUU, eso sí, China ha rebajado la cuantía de este nuevo impuesto. A partir de ahora, sólo habrá dos tipos: de un 5% o de un  10%. Dependerá del producto. Y es que el gigante asiático no puede imponer las mismas medidas que su enemigo, ya que no le compra suficientes mercancías.

Publicidad

Comentarios