Hasta 11 países latinos han anunciado que aceptarán acoger a venezolanos con pasaportes caducados. Una manera de facilitar la llegada de migrantes que huyen del país y la precaria situación del mismo.

Publicidad

Los venezolanos que quieran salir del país y tengan el pasaporte caducado lo tendrán más fácil a partir de ahora. Hasta 11 países han firmado la llamada Declaración de Quito. En ella se comprometen, según la legislación de cada país, a aceptar los documentos caducados de los migrantes de Venezuela que huyen de la precaria situación del país. Un éxodo que ha desbordado ya los sistemas de atención humanitaria.

Los 11 países latinos que han firmado han instado al presidente Nicolás Maduro a tomar medidas para la provisión oportuna de documentos de identidad y viaje para sus ciudadanos. Algo que evitaría las dificultades a las que se enfrentan para trasladarse.

Los firmantes del acuerdo han abordado en su reunión, también, el acceso a servicios sociales básicos de los venezolanos. Así como la lucha coordinada contra la xenofobia y los delitos de tráfico de migrantes.

Los 11

Argentina, Brasil, Ecuador, Costa Rica, Colombia, Chile, México, Panamá, Paraguay, Perú y Uruguay han sido los 11 países que acogerán migrantes venezolanos con pasaportes caducados.

En su reunión, a la que estaba invitada Venezuela pero no acudió, también pidieron ayuda a Naciones Unidas. Una ayuda que dependerá del volumen de personas que han emigrado desde Venezuela hacia cada país de la región.

Por su parte, el presidente de la Asamblea Nacional Constituyente de Venezuela, Diosdado Cabello, ha criticado que el documento de Quito son “palabras más, palabras menos”. Y que, al final, “terminan pidiendo plata”.

Desde 2015 ya han huido de la situación más de 1,6 millones de personas. Pero desde Venezuela aseguran que es el flujo migratorio es “normal”. Y es que las versiones sobre una crisis humanitaria buscan “justificar una intervención” en el país.

Publicidad

Comentarios