El primer test de Covid-19 para autodiagnosticarse en casa ya está disponible en España. Aprobado por las autoridades sanitarias se puede comprar, eso sí, con prescripción médica.

Publicidad

Una gota de sangre, alta precisión y 15 minutos de espera. Así de sencillo es el test de Covid-19 para autodiagnosticarse en casa, ya disponible en España. Homologado por las autoridades sanitarias, solo se puede adquirir, eso sí, bajo prescripción médica.

Se trata de un kit que se puede comprar online en la web covitest.es. Su precio es de 79 euros y se envía de manera gratuita a casa en apenas 24 horas. El paquete contiene todo lo necesario para saber si tenemos o no Covid-19. El kit incluye el dispositivo de prueba, de punción, cuentagotas, buffer (solución salina tamponada con fosfato y conservante), toallita desinfectante e instrucciones de uso.

El test para autodiagnosticarse ha sido sometido a un estudio clínico, que ha corroborado su efectividad. Los resultados muestran una especificidad del 98,9% y una sensibilidad del 94,4%.

Según especifica la web, se ofrece un resultado en 15 minutos. Los tipos de muestra pueden ser por sangre de punción digital, sangre total, suero o plasma. Es fácil de utilizar y tiene una alta precisión.

El test de autodiagnóstico detecta la presencia de inmunoglobulinas IgG e IgM. Pero es recomendable una prueba PCR para confirmar si el virus aún está en el cuerpo y, por tanto, podemos contagiar.

Así, el kit nos permite saber todos los estadios posibles. Si hay tres negativos, el paciente no tiene Covid-19. Pero si da PCR positivo e inmunoglobulinas negativo, está en periodo ventana. Si el PCR es positivo, IgMa positivo e IgG negativo, se está en un periodo temprano de la infección.

Por su parte, si los tres dan positivo, el paciente está en una fase activa de la infección. Si el PCR es positivo, el IgM negativo y el IgG positivo, se está en la fase final ya de la enfermedad. Cuando el PCR da negativo, el IgM positivo y el IgG negativo, se está en un estadio temprano y requiere de un PCR nuevo de conrimación.

Si el PCR y el IgM dan negativos pero el IgG da positivo, la infección está pasada y curada. Y si el PCR da negativo pero los IgM e IgG dan positivos, la enfermedad está en evolución y, por tanto, se necesita un PCR de confirmación.

Funcionamiento

El funcionamiento es sencillo. Con las herramientas que proporciona el kit pinchamos sobre uno de los dedos y sacamos una gota de sangre. Ésta se pone en el dispositivo. Se añaden las gotas del suero reactivo.

Y tras 15 minutos de espera, el test nos revela los resultados.

Prescripción médica

El test solo puede comprarse si tenemos prescripción médica para ello. De hecho, antes de adquirirlo, la web nos ofrece un formulario a rellenar.

El cuestionario pregunta primero si se pertenece a algún grupo de riesgo. En caso de responder que sí, hay que especificar a qué grupo. Entre ellos, personal sanitario, mayor de 60 años, enfermo de diabetes, con cáncer o embarazadas.

A continuación, se pregunta si se han manifestado algunos síntomas en los últimos siete días. Entre ellos, fiebre, tos, dificultad para respirar, vómitos, diarrea o dolores musculares.

La empresa pide a continuación datos personales, incluido el número del DNI y ofrece la posibilidad de solicitar el test para un menor de edad.

En caso de no cumplir los requisitos médicos, aparece un mensaje que advierte que, «en atención a la normativa establecida por la autoridad sanitaria, lamentamos decirle que no cumple con los criterios para la prescripción médica del test».

También avisan de que si cambian algunas de esas circunstancias, se puede volver a realizar el cuestionario.

Publicidad

Comentarios