El coronavirus impulsa al PSOE en el barómetro del CIS de mayo. La crisis no pasa factura al partido de Sánchez pero sí a Podemos y a Vox. Ciudadanos también crece.

Publicidad

El Covid-19 no pasa factura al PSOE. El partido de Sánchez sigue sin acusar el desgaste en la gestión de la crisis, según se desprende del barómetro del CIS de mayo. Los socialistas se impulsan a más del 31% en intención de voto. También gana Ciudadanos mientras se castiga a Podemos y Vox.

Concretamente, el CIS de Tezanos da al PSOE un 31,1% de intención de voto. Se trata de tres puntos más que en las elecciones del 10 de noviembre. Y sólo una décima menos que en el barómetro de abril. Por lo que la gestión del coronavirus no afecta al partido de Gobierno.

Por su parte, el PP se sitúa este mes en el 20,3%, medio punto menos que en las elecciones y dos décimas que en abril. Los populares se mantienen así prácticamente como estaban.

Sí sacaría rédito político Ciudadanos, que sube en estimación de voto. Junto al PSOE es el único partido que mejora respecto a los resultados de las elecciones del 10-N. Si hoy hubiera que ir a urnas, los de Arrimadas conseguirían el 10,5% de los sufragios. Supone cuatro puntos más que en las anteriores. Una gran remontada que los situaría a sólo ocho décimas de Vox y a un sólo punto de Podemos.

La mayor caída corresponde al partido de Santiago Abascal. Perderían la condición de tercera fuerza parlamentaria en porcentaje. Vox lograría un 11,3% por el 13% de abril. Y Podemos bajaría al 11,5% desde el 12% del mes anterior.

El barómetro refleja además la diferencia de casi once puntos entre PSOE y PP. Una distancia mayor que en las elecciones de noviembre, cuando era de poco más de siete puntos.

Beneficios de la crisis

De acuerdo con el barómetro del CIS, la crisis del coronavirus daría más beneficios políticos al PSOE y estaría perjudicando al PP.

Resulta curioso que, pese a ello, el 48,4% asegura tener poca o ninguna confianza en las políticas que está aplicando el Gobierno.

El trabajo de campo se ha desarrollado en los primeros diez días de mayo. Se han realizado unas 3.000 encuestas telefónicas. Para poder realizarlas, el departamento de Tezanos tuvo que contratar de urgencia a la empresa Intercampo. Para sufragar ese contrato, el Consejo de Ministros aprobó un gasto extra de 90.000 euros.

Esta vez, eso sí, no se han incluido preguntas sobre la prensa, que levantaron la polémica en el barómetro de abril. Entonces, se preguntó, por ejemplo, si estaría a favor de prohibir la difusión de bulos e informaciones engañosas y poco fundamentadas por las redes.

Publicidad

Comentarios