Ciudadanos claudica finalmente y asume que Vox tendrá el poder en varios distritos de Madrid. Algo que la formación de Abascal ha reclamado desde las elecciones. Así, terminará entrando de alguna manera en el Gobierno municipal.

Publicidad

Un día después de ser nombrado alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida presentaba el decreto con el que nombraba a su equipo de Gobierno y a los concejales presidentes de las juntas de distrito. Una lista acordada con Ciudadanos y en la que no aparece ningún cargo de Vox.

La formación de Abascal, sin embargo, reclama representación en el Ejecutivo municipal. Una petición que el PP tiene previsto conceder. Los populares les cederán algunas presidencias, aunque no han aclarados cuántas. Aunque Ciudadanos había introducido una cláusula que exige su consentimiento para cualquier cambio en la estructura municipal, han terminado claudicando y asumiendo que Vox tendrá poder.

El pacto al que el PP y Ciudadanos llegaron establece que de las nueve áreas de Gobierno, cinco serán para los populares y cuatro para los de Villacís. Incluida la vicealcaldía que ocupará ésta. Después, de las 21 juntas de distrito de Madrid, nueve irán para Cs y 12 para los de Almeida.

De sus competencias, el PP cederá algunas a Vox, cumpliendo así las exigencias del partido para apoyarles. Sin embargo, no han aclarado cuántas ni cuáles.

“Nosotros cumplimos los pactos. Si otros no lo hacen, serán los responsables de las consecuencias. Los madrileños demandan seriedad”, ha escrito Ortega Smith en su cuenta de Twitter.

Cláusula de Ciudadanos

Aunque el pacto entre PP y Ciudadanos establece que cualquier modificación tiene que ser aprobada por los de Rivera.

Fuentes de Cs han asegurado que no podrán impedir que el PP traspase presidencias a Vox. Entienden que esa cláusula se refiere solo al Gobierno municipal.

Publicidad

Comentarios