El Ministerio de Interior ha actuado de oficio para proponer una multa a Mariano Rajoy por saltarse el confinamiento para hacer deporte fuera de su casa. El expresidente del Gobierno fue ‘pillado’ por las cámaras de La Sexta.

Publicidad

La Delegación de Gobierno de Madrid ha recibido ya la propuesta de multa para Mariano Rajoy por saltarse el confinamiento. Ha sido el Ministerio del Interior el que ha remitido la posible infracción, lo que conllevaría a una sanción económica de al menos 600 euros.

Fue el pasado 14 de abril cuando La Sexta mostraba las imágenes de Mariano Rajoy haciendo deporte alrededor de su casa de Madrid. Con ropa deportiva y haciendo marcha, el expresidente se saltaba así el confinamiento, que prohíbe, -hasta el próximo 2 de mayo-, realizar ninguna actividad deportiva fuera del domicilio. Al parecer, no era la primera vez, ya que sus salidas habían ocasionado ya las quejas de algunos vecinos.

Tras esas denuncias, la Policía Nacional realizó las comprobaciones pertinentes. Y hace una semana remitía a Delegación de Gobierno el relato de los hechos. Lo que significa que han actuado de oficio y que eso podría conllevar la correspondiente multa.

Pese a ello, por el momento no se ha incoado el expediente, en espera de que se realicen otros trámites.

Otros políticos infractores

Junto a Rajoy, José María Aznar decidió marcharse a Marbella en un momento en que desde Madrid ya se prohibía abandonar la comunidad. Y se apelaba a la responsabilidad individual para evitar la expansión del virus.

Además, hace tan solo unos días trascendían también los movimientos de Artur Mas. El expresidente de la Generalitat abandonó Barcelona para irse a su segunda residencia, en la localidad de Vilasar de Mar, a 30 kilómetros de la capital barcelonesa.

Fueron los propios vecinos quienes denunciaron que Mas había recalado allí el pasado 10 de abril. Un momento de máximo pico en la curva del Covid-19. Y en pleno estado de alarma. Los portavoces de Mas, sin embargo, han negado esta versión, asegurando que llegó allí el 13 de marzo, justo un día antes de la declaración del estado de alarma.

Habría realizado el mismo movimiento que Aznar. Abandonar su residencia habitual en un momento en que ya se pedía que no hubiera desplazamientos. El expresidente justificaba el traslado para estar más cerca de su madre. Y para ayudar a su hija y su yerno, ambos autónomos, durante el confinamiento.

Publicidad

Comentarios