Alfredo Pérez Rubalcaba se enfrenta a las 72 horas más importantes de su vida. Tiempo clave para recuperarse del ictus que ha sufrido y por el cual permanece ingresado en estado grave.

Publicidad

El exvicepresidente del Gobierno Alfredo Pérez Rubalcaba sufría un ictus este pasado miércoles por la tarde. El socialista, retirado de la política activa, se enfrenta a un periodo clave de 72 horas tras ser operado de urgencia.

Rubalcaba, que sufría el ictus en su casa, era trasladado desde su domicilio en estado grave hasta el hospital Puerta de Hierro de Majadahonda, en Madrid.

Tras recibir una llamada, los servicios de emergencia de Madrid atendían a Rubalcaba en su hogar. Después, era trasladado por una UVI móvil del SUMMA 112, ingresando en el hospital a las 19:15 horas. En los próximos días, se le practicará “el protocolo diagnóstico y terapéutico habitual”, según recoge el informe médico.

A sus 67 años, Rubalcaba se enfrenta a unas horas decisivas, a la espera de su evolución. De las próximas 72 horas depende no solo su vida sino también las posibles secuelas del ictus sufrido.

Algunos dirigentes socialistas han mostrado su sorpresa ante el ataque. Y es que en la misma mañana del miércoles, Rubalcaba acudía con normalidad a dar sus clases a la Facultad de Químicas de la Universidad Complutense de Madrid. Puesto que retomaba en 2014 tras dimitir como secretario general del PSOE y dejar la primera línea política. Regresaba entonces a su puesto como profesor universitario.

La política se vuelca

Compañeros de partido y rivales políticos se volcaban con Rubalcaba tras conocerse la noticia. Desde Pedro Sánchez a Mariano Rajoy, la política le enviaba sus mejores deseos de recuperación.

La todavía presidenta del Congreso, Ana Pastor, hablaba incluso con la mujer de Rubalcaba, Pilar Goya, para interesarse por el estado del exvicepresidente.

Pablo Casado enviaba “un fuerte abrazo” y mucho “ánimo” a la familia. Albert Rivera deseaba que “todo quede en un susto”. Y Pablo Iglesias enviaba “fuerza” y “ánimo” a su familia y al PSOE.

“Extrema gravedad”

El último parte médico de Rubalcaba no es nada halagüeño. Se encuentra en estado de “extrema gravedad” e ingresado en la Unidad de Cuidados Intensivos.

“Por deseo expreso de la familia, no se facilitará más información”, asegura el parte médico enviado este jueves a los medios.

Publicidad

Comentarios