Madrid cierra ya la morgue del Palacio de hielo de Majadahonda. Abierta para albergar, ante la saturación de funerarias, los cadáveres de quienes han fallecido por coronavirus, se clausura ahora por la bajada de muertes.

Publicidad

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha anunciado que cierra la morgue del Palacio de hielo de Majadahonda. Se trata del tercer recinto habilitado para albergar a los fallecidos por coronavirus desde el comienzo de la crisis. Su clausura confirma la bajada de muertes, lo que significa buenas noticias.

Ante la caída del número de fallecidos, el Gobierno madrileño ha decidido cerrar este recinto. Y es que ya no se necesitan los 1.800 metros cuadrados de esta pista de patinaje sobre hielo.

«Hemos cerrado hoy la morgue del Palacio de hielo de Majadahonda», anunciaba Ayuso en Twitter. Aprovechaba para dar las gracias a la UME y a los bomberos, así como al Ayuntamiento de la ciudad.

De hecho, Ayuso se ha trasladado hasta allí para dar por cerrada la morgue. Lo ha hecho, además, para agradecer el trabajo al alcalde de Majadahonda, José Luis Álvarez Ustarroz. Así como al Ministerio de Defensa y al persona de Emergencias 112 de Madrid, que han participado en la logística, organización y recogida de fallecidos.

Tercera morgue

Hasta la fecha, los tres recintos convertidos en morgue en Madrid han recibido hasta 1.785 fallecidos.

El Palacio de Hielo de Madrid, en el barrio de Hortaleza, ha acogido a 1.145. El edificio del Instituto de Medicina Legal de la Ciudad de la Justicia, en Valdebebas, hasta 478. Y el Palacio de hielo de Majadahonda hasta 162. Ahora, este espacio ya no es necesario.

Y de confirmarse la tendencia a la baja, se espera que en unos días se puedas cerrar también las otras dos morgues extraordinarias.

De momento, ambas permanecerán abiertas. Pese a ellos, las funerarias también han notado la caída en el número de fallecidos. «Hemos pasado de recoger entre 25 y 30 fallecidos al día a sólo 5», dicen desde las funerarias.

Publicidad

Comentarios