Las CCAA van poco a poco presentando sus planes para la próxima vuelta al cole. En el caso de Madrid, proponen clases online para la ESO, un día a distancia para Bachillerato y regreso totalmente presencial para Infantil y Primaria.

Publicidad

Si la situación epidemiológica de la Comunidad de Madrid sigue como hasta ahora, el curso 2020/2021 arrancará en septiembre con el 100% de los alumnos de Infantil y Primaria en clase. Pero serán los únicos, ya que el Gobierno regional ha diseñado un plan que contempla clases online para la ESO y un día a distancia para Bachillerato.

Ese es el escenario 1 que se prevé, a inicios de las clases en septiembre. El consejero de Educación madrileño, Enrique Osorio, ha detallado el plan de la Comunidad para ese esperado (por muchos) regreso a las aulas. Eso sí, ha dejado claro que serán los centros educativos los que pondrán en marcha su propia organización para evitar los contagios de Covid-19.

Como ha recomendado el ministerio de Educación, Infantil, Primaria y Educación Especial trabajarán en grupos estables de convivencia. Esto es, que estarán aislados del resto de estudiantes. Y se relacionarán sólo con los miembros de su grupo. De ahí que las clases puedan tener el mismo número de alumnos que años anteriores. Tampoco tendrán que guardar distancias ni usar mascarilla. Aunque sí lo tendrán que hacer los mayores de 6 años una vez salgan de sus clases o entren en contacto con otros grupos de convivencia.

En este escenario 1, algunas asignaturas de 1º a 4º de ESO se impartirán de forma online. Y en Bachillerato y FP se aconseja que un día a la semana se realice a distancia por completo.

Las salidas y entradas tendrán que ser escalonadas. Y los padres no podrán acompañar a los niños al aula, salvo excepciones. Cada centro tendrá que organizar estas entradas para evitar aglomeraciones.

En caso de que la evolución del Covid-19 empeorase o mejorase, la Comunidad ha previsto otros tres escenarios diferentes.

Los otros escenarios

El escenario 2 sería el semipresencial. Se pondría en marcha en cualquier momento si los contagios aumentan. En Infantil, los grupos de convivencia serían de un máximo de 20 alumnos hasta los 3 años. Y tendrán preferencia, en caso de no poder cumplir el ratio, los niños cuyos padres trabajen de manera presencial.

Entre los 3 y los 6 años, en Primaria y en ESO, los centros elegirán entre distanciar a los alumnos 1,5 metros o crear grupos de convivencia de 20 alumnos. Y en Bachillerato y FP se ofrecen dos alternativas. La primera, que la mitad de alumnos acuda de manera presencial y la otra mitad nline. Y la segunda, que para la mitad dos días sean presenciales, dos online y el quinto para todos online.

Además, se eliminarían los recreos, se aumentarían las rutas escolares y se podrían llevar el menú del comedor a sus casas.

En el escenario 3 se iría mucho más allá. Pensado para otro confinamiento, toda la educación sería a distancia, salvo para los niños de 0 a 3 años. De 3 a 6 años habría conexiones esporádicas. En Primaria, ESO, FP y Bachillerato todas las clases serían online. En paralelo, se trabaja ya para desarrollar una plataforma de exámenes en línea. Se favorecerían las presentaciones y las pruebas orales.

Por último, el escenario 4 es el más deseado. Sería una vuelta a la normalidad, con el Covid-19 totalmente controlado. Aunque se tendrían en cuenta medidas de seguridad.

Sea cual sea el escenario final, Madrid fomentará la plataforma EducaMadrid, así como materiales digitales y dispositivos electrónicos. La Comunidad pretende que a partir de 5º de Primaria todos los libros estén online. Y se establecerá un plan de refuerzo para que los alumnos puedan ponerse al día si han tenido dificultades durante el confinamiento para seguir las clases a distancia.

Publicidad

Comentarios