ERC ha puesto ya sobre la mesa de Ada Colau un pacto para la alcaldía de Barcelona. Los republicanos quieren un gobierno exclusivo, a medias y con Maragall de alcalde de la ciudad.

Publicidad

Empiezan los movimientos en las mesas de negociación. Uno de los primeros en dar el paso ha sido ERC, que ha ofrecido este martes a Colau un pacto. Un acuerdo para un gobierno “bilateral y exclusivo”. Con proporcionalidad, aseguran, al empate en concejales que salió de las urnas del 26M.

ERC ofrece, además, que sea Ernest Maragall el alcalde de Barcelona, ya que los republicanos obtuvieron 4.800 votos más que los de Colau. Desde el partido independentista se muestran “optimistas para conseguir el único acuerdo posible desde el punto de vista programático y de la coherencia”.

Con este acuerdo se presentaba ERC a la segunda reunión que mantenían con los comunes. A su salida, el concejal republicano Jordi Coronas explicaba que la oferta “pone en el centro las políticas de progreso, justicia social y lucha contra las desigualdades”. También “un posicionamiento de Barcelona en defensa de los derechos civiles y libertades”.

Tripartito de izquierdas

Sin embargo, como reconocía Coronas, Colau insiste en un tripartito de izquierdas, con el PSC. Aunque ERC dice que “hoy por hoy no es posible, por las diferencias ideológicas y en cuestiones de progreso social”.

Además, criticaba al PSC porque el lunes rechazaron celebrar una reunión. Les afean su “falta de decoro institucional”. “Jaume Collboni no quiere ni sentarse a hablar”, han reprochado al alcaldable de los socialistas.

Consideran también “surrealista y contranatura” que Colau siguiera siendo alcaldesa con los votos de Manuel Valls tras pactar un gobierno con los socialistas.

Publicidad

Comentarios