Los CDR tenían un plan para ocupar el Parlamento catalán y encerrarse una semana junto a Quim Torra, presidente de la Generalitat. Además, ya hay confirmación de que fabricaban explosivos con los que alterar el orden público en Cataluña.

Publicidad

La declaración de los CDR detenidos ha dejado claro que tenían un plan para ocupar el Parlamento catalán. Y no lo harían solos sino junto a Torra, con quien querían encerrarse una semana en la Cámara catalana. Además, se ha podido confirmar que fabricaban explosivos.

Ha sido Ferran Jolis, uno de los detenidos y en prisión procesado por terrorismo, quien ha declarado ante el juez que Xavier Duch, otro de los CDR acusados, le contó que los planes de asaltar el Parlament venían “de arriba”. “Lo que me comentó es que venía de arriba, de Presidencia, de Torra y de no sé qué movimiento”, contaba. “Y que querían quedarse dentro del Parlament y tener las comunicaciones aseguradas”, añadía.

Jolis también contaba que él no conocía la fecha del día del asalto. “Esto es algo que era del ‘president’, no tenía ni idea”, ha dicho. Los nombres de Puigdemont y Torra aparecen en el sumario para asegurar que los CDR actuaban con su beneplácito.

En su declaración, Jolis, que colaboró con los CDR por sus conocimientos en informática, subrayaba que no quiso participar en el asalto y encierro. “Me preguntaron si sería posible y yo solo lo pensé”, ha dicho. Al parecer, exigió conocer a las personas de las que procedía el encargo, pero no obtuvo respuesta. La idea, aseguraba, era “poder aguantar al menos una semana con el Parlament asaltado, denominando el inicio de esta toma del citado Parlamento como día D”.

Respecto al CNI, Jolis aportaba poca luz. Reconocía haber participado en el encargo de las antenas pero, decía, “es un poco confuso”. “Me parece recordar que era del CNI catalán y todo el tema que se juntaba con el president Torra”, decía ante el juez.

El acusado argumentaba que iba a participar porque “iba a cobrar”. Y aseguraba que se le pasó por la cabeza avisar a la Policía de los planes de los CDR. Pero que finalmente no lo hizo.

Explosivos

Además, el sumario ha confirmado que los CDR fabricaban explosivos de madrugada y con peligro para el vecindario. Así lo recoge el informe de la Guardia Civil incorporado a las diligencias judiciales.

Los agentes localizaron documentos con fórmulas químicas, un manuscrito con la anotación “guerrilla mail” y una hoja con anotaciones. También un dibujo en el que se puede leer “esquema bomba”.

La Guardia Civil muestra el temor que tuvieron por los vecinos de los detenidos. “Diferentes viviendas particulares estaban siendo empleadas como laboratorios clandestinos improvisados para sus ensayos y/o experimentos, exponiendo a las personas que habitan en ellos así como a sus vecinos a un gravísimo riesgo para la vida”, dice el informe.

En uno de los seguimientos “se apreció y documentó cómo se producían destellos y una gran humareda”.

Publicidad

Comentarios