El PP ha decidido abrir a Vox los puestos de concejalías delegadas en el Gobierno de Madrid. El veto de Ciudadanos solo afectaba a la Junta y no a otros puestos.

Publicidad

El PP tiene 16 días para desatascar las negociaciones con Vox y lograr antes del 11 de julio que Isabel Díaz Ayuso sea investida presidenta de la Comunidad de Madrid. Aunque las negociaciones están suspendidas, los populares han abierto a los de Abascal las concejalías delegadas del Gobierno de la capital.

De hecho, el alcalde de la ciudad, José Luis Martínez-Almeida, es quien tiene la llave para allanar el camino a Díaz Ayuso. Por eso, ha abierto la puerta para que Vox, con cuatro concejales, deje de tensar la cuerda para que le concedan mayor poder en la Corporación.

Según publica el diario ‘ABC’, el PP dejará concejalías a Vox de sus Áreas de Gobierno. Algo que pactaron inicialmente ambos partidos. Cumple, además, el veto de Ciudadanos, que firmó que los de Abascal no formaran parte de la Junta de Gobierno.

Los distritos del PP

Vox se mantiene firme en lograr presidencias de los distritos de Chamberí y Salamanca. Dos territorios históricos del PP. Los populares metieron en la ecuación al distrito de Usera para que Vox lo gobierne. Aunque a los de Abascal no les interesa demasiado.

¿En el Gobierno?

Queda todavía por saber si finalmente Vox entrará en el Gobierno mediante el rescate de las concejalías delegadas. Es una fórmula que ya empleó Ana Botella.

En Ciudadanos ya conocen esta posibilidad y, al parecer, no será un obstáculos para firmar los acuerdos. Y es que el partido solo vetó la entrada de Vox en la Junta de Gobierno.

Publicidad

Comentarios