Reino Unido ha lanzado una acusación directa a Rusia por dirigir los ciberataques en el mundo. Las autoridades británicas señalan a los servicios de inteligencia rusos.

Publicidad

Las autoridades de Reino Unido han lanzado una acusación este pasado miércoles a los servicios de inteligencia de Rusia de dirigir una serie de ciberataques en todo el mundo. El objetivo, aseguran, es socavar democracias occidentales mediante la confusión.

El documento aportado por el Centro Nacional de Seguridad Cibernética británico señala que los ataques rusos habrían afectado a cuestiones de todo tipo. Desde el transporte a las elecciones presidenciales de EEUU en 2016. Indica además que la inteligencia militar rusa supone un agresor cibernético que cuenta con una red de hackers para atacar a numerosos países.

La inteligencia rusa estaría detrás también de varios ataques contra la Agencia Mundial Antidrogas o el Comité Nacional Demócrata. 

“Nuestro mensaje es claro. Juntos y con nuestros aliados expondremos y responderemos ante los intentos de la inteligencia rusa de socavar la estabilidad internacional”, ha dicho el ministro de Asuntos Exteriores de Reino Unido, Jeremy Hunt. 

Skripal

Reino Unido ha acusado también a Rusa de estar detrás del ataque al exespía Sergei Skripal. No obstante, las autoridades rusas han rechazado en varias ocasiones las acusaciones.

“Este patrón de comportamiento demuestra el deseo de Rusia de operar sin tener en cuenta la ley a nivel internacional o las normas establecidas, con impunidad y sin consecuencias”, ha explicado Hunt.

Publicidad

Comentarios