La llegada a Twitter del presidente de Cuba, Miguel Díaz Canel, supone una apertura nunca antes vista en la isla. Aunque con críticas, es el primer líder cubano en abrirse cuenta en la red social.

Publicidad

El presidente de Cuba, Miguel Díaz Canel, estrenaba este miércoles su cuenta en Twitter. Aunque la había abierto en agosto, no ha sido hasta ahora que ha enviado su primer mensaje. Su llegada a la red supone ya una apertura y cambio respecto a sus antecesores, Fidel y Raúl Castro.

“Estamos en #LaDemajagua, el lugar donde con mayor suma de sentimientos patrios #SomosCuba y #SomosContinuidad”, escribía Díaz Canel en su primer mensaje. A sus 58 años, y tras asumir el cargo el pasado 19 de abril, el presidente cubano abre una nueva etapa en el país.

Al menos, en lo que a comunicación y redes se refiere. Ni Fidel, antes de su muerte en 2016, ni Raúl Castro han tenido cuentas en Twitter.

Para su debut, Díaz Canel escogía el día en el que Cuba conmemoraba el 150 aniversario del ‘Grito de Yara’. Es decir, el inicio de la guerra de independencia contra España, en la finca ‘La Demajagua’.

Un mensaje de agradecimiento a sus seguidores y otro tuit sobre los daños del Huracán Michael completan su experiencia hasta ahora en Twitter. Cuenta ya con más de 16.700 followers. Y se define como “comprometido con las ideas martianas de Feidel y Raúl”.

Críticas inmediatas

A los pocos minutos de enviar su primer tuit, el líder cubano ha sido diana de críticas inmediatas. “El régimen de #Cuba es tan cobarde que no se atreve a hacer elecciones libres pluripartidistas y democráticas porque saben que el pueblo. Jamás votaría por ellos los que tienen a la bella Cuba destruida”; “#Cuba Un presidente elegido por un dictador sin el voto de los cubanos”; o “Tu presidente, no es el presidente de Cuba. No fue elegido por el pueblo. Tu eres quien va a sufrir cuando veas tú ideología pisoteada por una Cuba nueva!”, eran algunas de ellas.

Entre los que le han dado la bienvenida, Nicolás Maduro, amigo y aliado. “Es necesario confrontar la mentira y la manipulación impuesta por las transnacionales de la comunicación”, le escribía a través de la red social.

De lo que no hay duda es que su llegada a Twitter supone una apertura nunca antes vista en Cuba.

Publicidad

Comentarios