Millones de personas permanecemos confinadas en nuestras casas para combatir el brote de coronavirus. Sin embargo, para muchas mujeres su propio hogar no es un lugar seguro, concretamente aquellas que sufren violencia de género y que desde hace más de un mes están encerradas con su agresor.

Publicidad

Ante esta desprotección y la dificultad de sortear el encierro, las farmacias madrileñas se han coordinado para prestar su ayuda a través de la campaña «Estamos contigo #Todo saldrá bien«.  Con esta medida, desarrollada a partir de una primera propuesta Contra la violencia de género, Mascarilla-19”, se pretende que las mujeres en peligro y con dificultad para comunicarse con las autoridades, puedan acudir a la farmacia donde contactar con los profesionales sanitarios para alertar sobre su situación.

Tras la declaración del estado de alarma, el Instituto de Igualdad de Canarias, junto con los colegios de farmacéuticos de las islas, sumaron esfuerzos para controlar los casos de violencia de género. Desde entonces, con la simple petición de “Mascarilla-19”, numerosas mujeres han encontrado socorro en la farmacia, haciendo de ésta, una propuesta eficaz a nivel nacional.

Bajo el lema “En esta farmacia estamos con las víctimas de violencia de género. Ponte en contacto con nosotros”, los farmacéuticos ofrecen la oportunidad a aquellas mujeres, que pueden correr peligro o tienen dificultad para comunicarse con las autoridades, para alertar de su delicada condición. En muchos casos, las mujeres no pueden llamar por teléfono de forma segura para avisar a las autoridades de su situación, pero sí pueden acudir a la farmacia, donde la petición de ayuda también puede formalizarse con la demanda de “Mascarilla-19”, un reclamo ante el cual los farmacéuticos llamarán a los teléfonos 091 (Policía Nacional), 062 (Guardia Civil) y 112 (Emergencias). Todos estos números funcionan con normalidad las 24 horas, todos los días de la semana.

Para que dicha llamada de emergencia sea efectiva es conveniente que, en la medida de lo posible y con la mayor discreción, se apunten los datos de la tarjeta sanitaria y se le pida, dirección y el teléfono a la mujer en riesgo. También se puede contactar por mail a través de la dirección 016-online@mscbs.es o de un servicio rápido vía WhatsApp en los números: 682916136 / 682508507.

Durante el estado de alarma y en su condición de recurso sanitario esencial, la farmacia constituye el punto más cercano en el que una víctima puede solicitar ayuda. Por ello, el COFM se ha sumado a la difusión de esta iniciativa facilitando el cartel para que las farmacias lo expongan y así informar a la ciudadanía de esta alternativa.

Campaña de violencia de género
Campaña de violencia de género
Publicidad

Comentarios