El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, pedirá al Senado, amparándose en el artículo 155 de la Constitución, cesar al presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, a su vicepresidente, Oriol Junqueras, y al resto del Ejecutivo catalán. También reclamará para sí la capacidad de disolver el Parlamento autonómico y ha anunciado su intención de convocar elecciones en un plazo máximo de 6 meses, aunque espera que sea en menos tiempo.

Publicidad

Así lo ha anunciado hoy en el Palacio de la Moncloa, tras la reunión extraordinaria del Consejo de Ministros para aprobar las medidas, pactadas con el PSOE y Ciudadanos, que el Ejecutivo enviará al Senado, donde se tramitarán en la Comisión de Comunidades Autónomas o en la que se cree al efecto, para ser votadas en el pleno que se convocará para el viernes 27 de octubre.

Mariano Rajoy ha explicado las medidas más importantes que se aplicarán al amparo del artículo 155. Entre ellas, propondrá al Senado asumir él la facultad de disolver el Parlamento catalán y la capacidad para convocar las elecciones autonómicas en un plazo máximo de 6 meses. No obstante, Rajoy ha expresado su voluntad de hacerlo “tan pronto como se recupere la normalidad institucional”.

También pedirá, con el fin de “proteger el interés general de la nación” que se autorice al Gobierno a cesar al presidente de la Generalitat, el vicepresidente y todos los consejeros que integran el Consejo de Gobierno. Las funciones serán asumidas por el órgano que cree o designe el Gobierno de la nación y, en principio, serán asumidas por los Ministerios.

En cuanto al Parlamento catalán, el Gobierno también pedirá al Senado restringir sus funciones, de tal forma que no pueda proponer un candidato a la presidencia de la Generalitat, ni celebrar un debate y votación de investidura. Tampoco podrá ejercer el control de los órganos que gobiernen provisionalmente Cataluña -que corresponderá al Senado-, ni podrán adoptar iniciativas contrarias a la Constitución y el Estatuto de Autonomía de Cataluña.

Éstas son las medidas más importantes que ha anunciado Rajoy:

– El presidente se atribuye la facultad de disolver el Parlament. Las elecciones se convocarán en un plazo máximo de seis meses. “Mi voluntad es convocarlas tan pronto como se recupere la normalidad institucional”, ha dicho.

– Destitución de Puigdemont, Junqueras y los consejeros: los Ministerios asumirían los funciones de presidente, vicepresidente y consejeros.

– En cuanto al Parlamento catalánno podrá proponer candidato a presidente de la Generalidad ni podrá celebrar debate de investidura. Las actividades de control corresponderán a un organismo designado por el Senado.

Control de TV3:  Rajoy ha contestado a las preguntas del periodista de TV3 que le ha preguntado directamente por la intervención de su medio. “Las funciones que antes tenía la Generalitat ahora las tienen los nuevos gestores”, ha respondido.

Publicidad

Comentarios