Arturo Pérez-Reverte concedió este sábado una entrevista a La Sexta Noche para dar su visión sobre cómo ve la situación actual de España, pero su afirmación más destacada llegó cuando se refirió al diputado de ERC en el Congreso Gabriel Rufián.

Publicidad

“Tengo la teoría de que a Rufián le pegaban en el colegio o tenía miedo de que le pegaran, y de ahí salen sus conductas posteriores”, señaló Pérez-Reverte para dar una explicación a su comportamiento político a base de golpes de efecto en el Parlamento y sus polémicos tuits.

La respuesta de Rufián, como no podía ser de otra manera, llegó al día siguiente a través de Twitter. El político negó le teoría del escritor sobre él y consideró “miserable” que frivolice así sobre este tema. “La verdad es que no pero en cualquier caso hay que ser muy miserable para frivolizar así el bullying”, dijo.

El asunto ha sido muy comentado en las redes sociales y unos de los que se ha referido a él ha sido el abogado especializado en derecho informático y propiedad intelectual y exdiputado de Podemos en el Congreso de los Diputados, David Bravo, que ha compartido una ha compartido una reflexión en Twitter.

“Cuando Reverte pretende humillar a Rufián con eso de ‘tiene pinta de que le pegaban en el cole’, asume un discurso cómplice con el matón. Ese discurso que sugiere que sufrir abusos es algo que define fundamentalmente a la víctima”, asegura el letrado

Publicidad

Comentarios