Lydia Bosch ha mostrado su cabreo en Instagram por las especulaciones sobre su “nueva cara operada”. Algunos medios habían resaltado que la actriz había pasado por quirófano para cambiar su rostros. Pero ella ha dejado las cosas claras.

Publicidad

En los últimos días, Lydia Bosch ha acaparado titulares por su nuevo rostro. La actriz aparecía muy diferente de manera repentina y algunos medios aseguraron que se debía a una operación de estética. Hubo quien especuló con qué intervención se había hecho la intérprete, que había afilado su cara.

Sin embargo, tras varios días de especulaciones, ha sido la propia Lydia Bosch la que ha querido dejar claras las cosas. En su cuenta en Instagram, ha publicado un texto en el que explica que no ha sido una operación lo que ha hecho lucir nueva cara, sino una gripe que le ha hecho perder peso.

“Al parecer, pasar por una gripe A durante más de una semana por la que he perdido 4 kilos es suficiente para que algunos medios ‘serios’ titulen ‘la nueva cara de Lydia Bosch”, escribe la actriz. “Lo que hay que ver”, se queja, mientras recuerda que incluso algunos se pusieron en contacto con una doctora para saber qué se había hecho en la cara. “Llamadme a mí y preguntad”, pedía visiblemente molesta.

La protagonista de ‘La Verdad’ se despedía intentando poner buena cara y animando a sus seguidores de Instagram a disfrutar de su nueva serie. “Que ya sí que sí está a punto de caramelo…”, apostillaba.

Y tirando de humor, no dudaban en enviar “besos a todos” y asegurar que “me voy a comer a ver si recupero peso pronto”.

📝

A post shared by Lydia Bosch (@lydiabosch) on

“Cara operada”

El cabreo de Lydia Bosch llegaba después de que algunos medios publicaran que a sus 54 años, había decidido hacerse unos retoques. Operaciones que habían dado como resultado un “cambio radical”.

Según alguna prensa, Bosch mostraba ahora unos pómulos muy marcados y tersos, lo que podría ser resultado de un relleno facial.

Publicidad

Comentarios