David Muñoz ha dejado muy claro que no piensa en los hachazos que le ha dado la crítica inglesa por su Streetxo Londres. El cocinero hace caso omiso a los artículos contra su local y presume de él en redes sociales.

Publicidad

Mientras en el diario británico ‘Evening Standard’ llama “provinciano y desfasado” a su restaurante londinense, David Muñoz sigue presumiendo de local en Instagram y Twitter.

El cocinero hace caso omiso a los muchos hachazos que le ha lanzado el crítico Fay Maschler, quien no parece muy contento con su visita a Streetxo Londres, en el carísimo y lujoso barrio de Myfair.

Aprovechando que acude los fines de semana a cocinar allí, David Muñoz compartía algunas imágenes de su paso por el local. Una, en la cocina, mientras desempeñaba su labor junto a uno de sus chefs. Otra con uno de los menús del restaurante, otra con una calavera, -símbolo ahora del local- u otra del propio espacio sin comensales.

Y todo ello a la vez que Maschler suelta un hachazo detrás de otro a David Muñoz, a quien apenas le da una estrella de valoración. En su artículo, asegura que el cocinero “menosprecia los grandes avances que se han hecho en la gastronomía”.

También asegura que “la decoración excéntrica y el bullicio no deja lugar a la conversación”. La periodista reniega de los estilos gastronómicos que utiliza Muñoz y considera incluso “ofensivo y hasta cuestionable legalmente” los uniformes de los camareros, que parecen ir “con camisas de fuerza”.

A la crítica tampoco le gustan las “exclamaciones histéricas” con las que se pone nombre a los platos porque, dice, impiden leer bien la descripción de los mismos. Y, para rematar, se queja de una cuenta de 150 libras que “es probablemente el doble de lo que debería ser, pero el ruido hace imposible discutirla”.

 

Publicidad

Comentarios