Tras el éxito de Tabarnia, han surgido otros movimientos que piden la separación con el independentismo catalán. Estas iniciativas, entre los que destacan 2, el Valle de Arán y Barcelona Vía Fora, piden ser provincias con autonomía propia y exhiben los argumentos que usa el movimiento liderado por Carles Puigdemont.

Publicidad

Durante estas últimas semanas, el independentismo se ha visto ‘parodiado‘ por movimientos que piden, precisamente, independencia del propio independentismo. En varios lugares, muchos ciudadanos, cansados del procés han decidido separarse de Cataluña y para ello han fundado diversas iniciativas.

Es de sobra conocido el movimiento de Tabarnia, que engloba la unión entre Tarragona y Barcelona y que formaría una comunidad autónoma separándose del resto de provincias que sacaron mayoría independentista en las elecciones del 21D.

La idea de Tabarnia, que ha tenido tanto éxito entre los detractores del independentismo ha dejado también otras corrientes secesionistas que optan por separarse y ser independientes de Cataluña. En especial destacan dos movimientos: Barcelona Vía Fora y Valle de Arán.

Valle de Arán

El Valle de Arán es una localidad situada cerca de los Pirineos. Juan Antonio Serrano, alcalde de este municipio ya ha hablado de la independencia de Cataluña y ha mostrado su contrariedad ante la iniciativa liderada por Carles Puigdemont. En el referéndum ilegal celebrado en el 1 de octubre Serrano se negó a ceder locales y prometió que iban a cumplir la ley.

En las redes sociales muchos usuarios han pedido ya que el Valle de Arán se una a Tabarnia o en su defecto sea independiente del movimiento secesionista catalán.

Barcelona Vía Fora

El segundo movimiento lo compone Barcelona Vía Fora. Los empresarios y ciudadanos fundadores quieren que la localidad se desprenda del movimiento independentista y que por lo tanto forme una autonomía uniprovincial.

En el manifiesto de Barcelona Vía Fora se puede leer que defiende una Barcelona “conectada con el mundo, una Barcelona que abre sus puertas, una Barcelona de aportación capital en una Europa Unida y no Separatista“.

La iniciativa tiene ya su cuenta de Twitter oficial y una página web en la al entrar se pueden leer sus principios en un comunicado. En este texto la organización deja claro que “el independentismo, por desgracia, está destruyendo económicamente Barcelona” y que pretenden “recuperar la Barcelona que, en 1992, se mostró al mundo organizando los mejores JJOO de la historia, siempre de la mano de España“.

 

Publicidad

Comentarios