Instituciones Penitenciarias han expedientado a Jordi Sánchez por enviar cartas a través de su ropa sucia. La noticia ha generado reacciones diversas en las redes sociales. No es la única anécdota que ha vivido el líder de ANC en la cárcel.

Publicidad

Jordi Sánchez, líder de la Asamblea Nacional de Cataluña (ANC), que se encuentra preso en la cárcel madrileña de Soto del Real ha sido expedientado por Instituciones Penitenciarias. Se le acusa de camuflar cartas entre sus posesiones, lo que viola el “conducto reglamentario para la salida de su correspondencia”.

Jordi Sánchez no tiene las comunicaciones con el exterior intervenidas lo que implica que puede traspasar objetos personales como la ropa para que sea lavada en otro lugar que no sea la cárcel. Y es ahí donde los guardias han interceptado la correspondencia.

Esta noticia ha generado reacciones en la redes sociales. Algunos se han mofado de que el líder de ANC haya usado su ropa sucia para enviar información. Sin embargo, otros han criticado que Sánchez tenga que usar estos métodos si se supone que sus comunicaciones no están intervenidas.

La estancia de Jordi Sánchez en la cárcel del Soto del Real está dejando varias situaciones anecdóticas ya que el político ha cambiado de compañero de celda hasta tres veces porque todos pedían el traslado. Esto tampoco ha pasado desapercibido en las redes sociales.

El pasado 17 de noviembre Instituciones Penitenciarias denegó el traslado del líder de ANC, que había pedido ir a una cárcel catalana tras ver que en la misa dominical un preso acuchillaba a otro.

Publicidad

Comentarios