Los propios fans de ‘GH Revolution’ están matando lentamente al formato. La gala 3 ha fracasado en audiencia tras el boicot de los seguidores del espacio.

Publicidad

Los fans de ‘GH’ siguen empeñados en hacerse oír y demostrar que esta edición ‘Revolution‘ no es lo que quieren. Pese a que la cacerolada que habían organizado para protestar a las puertas de Telecinco fue un auténtico fracaso, los seguidores del reality hicieron mucho ruido y consiguieron con su boicot un nuevo batacazo para el programa.

De hecho, los espectadores han sido los primeros en alegrarse de los malos datos de audiencia de la gala 3. Telecinco marcaba una media de 1.639.000 espectadores frente a los 2.314.000 de la serie ‘Estoy vivo’, de TVE. La diferencia es abismal y ‘GH’ pierde el trono que le hacía rey de los jueves en los meses de emisión del programa.

Los fans, así, están logrando matar a un formato que parece ya totalmente hundido y acabado. Eso sí, la manifestación que convocaron para protestar por no tener un canal de 24 horas fue un fiasco. Incluso los propios seguidores se quejaban de que no serían tomados en serio por ello. La mayoría reflejaba el ridículo que habían hecho.

Pese a ello, los fans no se quedaron callados y boicotearon a ‘GH Revolution’ de otra forma mucho más original: viendo en paralelo a la gala 3 de esta edición, la primera gala de la edición 12+1. Los seguidores llegaron a lograr que #Gala1del12mas1 fuera trending topic. Los fans siguieron en streaming aquella primera entrega, con todavía Mercedes Milá como presentadora.

Al margen del boicot y el batacazo de audiencia, ‘GH Revolution’ sí tuvo impacto en las redes sociales, donde comentaron la salida de Nerea, la primera concursante en la historia del programa que tiene que abandonar por un 100% de los votos, siendo expulsada no por el público sino por sus propios compañeros.

Además, el programa contó con Margarita, una señora de 82 años que pudo salvar a uno de los nominados y se convirtió en la voz de la audiencia.

Publicidad

Comentarios