La tensión entre Corea del Norte y EEUU sube de intensidad y Donald Trump no ha dudado en lanzar 2 amenazas directas a Kim Jon-un. La primera, una “respuesta militar masiva”. La segunda, un embargo comercial.

Publicidad

Después de reunirse con su cúpula militar, como él mismo anunciaba en Twitter, Donald Trump ha sido claro y preciso en sus amenazas a Corea del Norte, que sigue con sus pruebas de armas nucleares. Tras el último ensayo, con una bomba de hidrógeno, el presidente de EEUU ha sido contundente en su respuesta.

“Los Estados Unidos están considerando, entre otras opciones, cortar cualquier acuerdo comercial con cualquier país que haga negocios con Corea del Norte”, escribía en un tuit Trump. Una amenaza que afectaría no sólo al país de Kim Jon-un sino también a todos los que mantengan acuerdos financieros y comerciales con ellos.

Poco antes, también en Twitter, Trumo narraba cómo Corea del Norte no ha parado de realizar ensayos nucleares, destacando que “sus palabras y sus acciones siguen siendo muy hostiles y peligrosas para Estados Unidos”. Además, destacaba que el país se ha convertido “en una gran amenaza” y, de paso “una vergüenza para China”, a quien le reconoce el valor de intentar ayudar, “pero con poco éxito”.

En un último tuit antes de informar que se reuniría con la cúpula militar, el presidente de EEUU aseguraba que Corea del Sur estaba en conversaciones con su vecina del norte, pero avisaba de que “su charla de apaciguamiento no funcionará, ¡sólo entienden una cosa!”.

Por eso, Trump lo tiene claro y enviaba una segunda amenaza muy contundente a Corea del Norte, asegurando que dispone de muchas opciones y que no descarta, tampoco una “respuesta militar masiva”.

Preguntado después por la prensa contestó con un “ya veremos” a un posible ataque militar, aunque al parecer su opción es ahogar económicamente al régimen de Pyongyang, que a su vez ha vuelto a probar con armas nucleares, la sexta vez en su historia. En esta ocasión, se ha tratado de detonar bajo suelo norcoreano una bomba de hidrógeno.

Publicidad

Comentarios