Las bolsas de plástico van a ser muy pronto historia en Lidl. La cadena de supermercados ha decidido adelantarse a la normativa europea para 2020 y a lo largo de este año eliminará estos productos de todas sus tiendas.

Publicidad

Lidl ha tomado una decisión pionera en España. La cadena de supermercados no comercializará más bolsas de plástico para transportar la compra. Renuncia así a la venta de más de cien millones de estos productos, lo que le reportaba un ingreso anual de 1,5 millones de euros.

La decisión, anunciada este martes en una rueda de prensa en Madrid, era ya una realidad en Baleares. Ahora, con su aplicación en toda España, Lidl se adelanta a la normativa europea. Y es que en 2020 se prohibirá la comercialización de bolsas de plástico ligeras por su alto impacto medioambiental. Otros países como Francia o Alemania ya han adoptado esta medida.

BOLSAS DE RAFIA

El director general de la compañía, Claus Grande, ha indicado que la iniciativa, además, va “mucho más allá” de lo que pide Europa. Y es que prevé la retirada total de bolsas de plástico de un solo uso, no sólo eliminar las ligeras. En su lugar venderá bolsas de rafia, hechas también a partir de plástico, pero reciclado.

La acogida por parte de los consumidores ha sido “muy positiva”, ha señalado Grande. El 90% de los clientes de Lidl se mostraron a favor de eliminarlas en las pruebas de aceptación que realizaron.

Las bolsas de rafia, no obstante, tienen un mayor coste. Valen 0,50 euros, respecto a los 0,05 euros que cuestan las convencionales. Pero el director de la empresa asegura que el cambio no busca ganar beneficios.

Desde Lidl trabajan ahora en diferentes alternativas para encontrar soluciones a las bolsas de sección. Aquellas que se utilizan, por ejemplo, para coger a granel frutas y verduras.

Publicidad

Comentarios