Houssaine Abouyaaqoub, uno de los terroristas implicados en los atentados de Barcelona y Cambrils, envió una serie de mensajes de odio en Instagram antes de los ataques. Con una vida aparentemente normal, cambió el tono en los días previos.

Publicidad

“Paz para mí mismo, odio para el resto”. Este fue uno de los últimos mensajes que Houssaine Abouyaaqoub publicó en Instagram antes de los atentados. Junto a esa frase, otros crípticos mensajes que ahora cobran sentido.

“Tu tarea es descubrir tu mundo y luego entregarte a él con todo tu corazón” o “Voy con la esperanza del que todo lo ha perdido y así todo lo que viene es bienvenido”, eran otros de los comentarios que aparecieron en su Instagram antes de los atentados. Algo que no tenía nada que ver con la aparente vida normal que llevaba el terrorista, como relatan sus amigos del barrio.

“Crecimos juntos aquí y tenía una vida muy normal. Sólo fue en la última semana que no salía mucho”, dicen quienes le conocían. Los jóvenes han relatado que Houssaine trabajaba como repartidor en un restaurante de kebabs de Ripoll. Desde allí, junto a su hermano Younes, el terrorista fugado, preparaba un atentado que ha dejado 14 muertos y más de 100 heridos.

Houssaine Abouyaaqoub murió en el ataque a Cambrils y tenía una relación muy estrecha con Youssef Aallaa, por lo que sospecha que éste último también habría colaborado en los atentados.

Publicidad

Comentarios