Los constitucionalistas catalanes están convirtiendo los lazos amarillos que utilizan los independentistas como símbolo y que ensucian muchas ciudades y pueblos por ‘olés’ españoles.

Publicidad

El separatismo se ha apropiado del lazo amarillo como emblema para pedir la libertad de los dirigentes independentistas que se encuentran en prisión.

Desde hace meses, este distintivo se ha multiplicado en las solapas de los secesionistas, en pancartas, en escaños vacíos, en el mobiliario urbano e incluso en instituciones oficiales. Hasta los afectados por la espina bífida se han quejado del secuestro de este símbolo, que llevan años utilizando para dar visibilidad a esta enfermedad.

DEL LAZO AL ‘OLÉ’

Sin embargo, ahora los constitucionalistas catalanes han encontrado una original forma de dar la vuelta al significado del distintivo. Las redes sociales se están llenando de fotografías en la que estos crespones amarillos se han ‘españolizado’.

Concretamente, la iniciativa consiste en pintar una ‘o’ y una ‘e’ de color rojo a uno y otro lado del lazo, de tal manera que se forma la palabra ‘olé’ con los colores de la bandera de España.

Este ‘trolleo’ de los partidarios de que Cataluña siga perteneciendo a España no se limita a esta acción. Igualmente, hay otra modalidad consistente en pintar de rojo el contorno del lazo amarillo, quedando así un crespón de lo más patriota.

Publicidad

Comentarios