‘Pesadilla en la cocina’ batió nuevo récord con una surrealista fuga, una camarera borde y peleas familiares. Aunque parecía que Chicote salvaría el local, dos años después está cerrado.

Publicidad

Chicote volvió a ser protagonista en Twitter con su nueva entrega de ‘Pesadilla en la cocina’. Una entrega surrealista que tuvo fuga de cocinera, una camarera borde y peleas familiares. Todo ello para batir un nuevo récord de audiencia que, sin embargo, no pudo salvar al local.

El equipo de Chicote se trasladó esta vez a La Casuca, un restaurante familiar situado en Móstoles, al sur de Madrid. Allí se encontró con un equipo que trataba mal a los clientes, una dueña sobrepasada y que, como camarera, era la más borde, y unas peleas familiares que hicieron echar a perder al local.

Abierto por el padre de la actual dueña, La Casuca recibía a Chicote con un ambiente de trabajo insoportable. La actitud de Mari Ángeles, la propietaria, sorprendía a todo el mundo en Twitter. Tanto, que incluso creyeron que las surrealistas escenas que se sucedían sólo podían ser parte de un guión.

El primero en claudicar fue el padre y fundador. El hombre aseguraba que no aguantaba más los malos modos y la apatía de su hija y su yerno.

La segunda, Elena, la cocinera y hermana de la dueña. No soportó que Chicote criticara su tartar. No dudó en darse a la fuga.

Así, Chicote tuvo que enfrentarse a quedarse sólo con los dueños. Les tuvo que dar lecciones de cómo tratar a los clientes y de respeto entre ellos. ‘Pesadilla en la cocina’ intentó reconducir la situación como pudo.

Cerrado

Como no podía ser de otra manera, el local está, a día de hoy, cerrado. Son muchos los usuarios de Twitter que recogían el fracaso del restaurante. De hecho, averiguar si un negocio está abierto o no es uno de los divertimentos de los seguidores de ‘Pesadilla en la cocina’.

Audiencia

‘Pesadilla en la cocina’ sigue imparable con sus surrealistas escenas. Chicote va de récord en récord y, este miércoles, batía uno nuevo.

Los seguidores aumentan semana a semana, como el propio Chicote compartía en Twitter. En un mensaje, recordaba que habían logrado un 12,5% de share y que son ya casi 2 millones de espectadores por entrega.

Publicidad

Comentarios