Como estaba previsto, el Congreso de los Diputados ha aprobado este jueves el Cupo Vasco y el Concierto Económico con los votos a favor de PP, PSOE, Podemos, ERC, PDECat y PNV (294 votos). Solo Ciudadanos y Compromís han votado en contra (36 votos).

Publicidad

El debate en el Pleno se ha convertido en un reproche de todos los grupos parlamentarios a la posición de Ciudadanos en contra de ambas leyes, a las que ha presentado sendas enmiendas a la totalidad.

Tras aprobarse, el líder de la formación naranja, Albert Rivera, mostraba su enfado en Twitter: “Hoy nos hemos quedado ‘solos’ con la mayoría de españoles, con nuestra enmienda a la totalidad al amaño político del #cuponazo, y defendiendo la solidaridad y la igualdad entre españoles”.

También han expresado su malestar por la aprobación del cupo vasco otros dirigentes de Ciudadanos como Juan Carlos Girauta, Toni Cantó, Fernando Giner, Toni Roldán o Ignacio Aguado.

Durante su intervención en el Congreso, Albert Rivera ha dicho que el problema no es el sistema sino lo que Euskadi acaba pagando, el “cuponazo”, como lo ha llamado, que “no responde a un cálculo técnico, sino a un amaño político” entre el PP, el PSOE y el PNV.

Según ha explicado, Ciudadanos cree que ambas normas “trabajan por la desigualdad e inciden en la insolidaridad territorial” y aprecian un “fraude a la Constitución”, concretamente al artículo 138, que dice que ninguna comunidad podrá gozar de ningún privilegio económico ni social.

Rivera también ha criticado la propia tramitación de las leyes, con carácter de urgencia y en lectura única, y se ha preguntado por qué no es urgente reformar el sistema del resto de comunidades (salvo Navarra), pendiente desde 2014.

El líder de la formación naranja ha denunciado que el acuerdo sobre el Cupo hará que una comunidad “rica” como el País Vasco sea “subvencionada en casi un 30% por el resto de españoles”. “¿Cómo podemos aceptar esta injusticia, señor Montoro?”, ha preguntado, acusando al Gobierno de haberse “pasado por el arco del triunfo” la opinión de los expertos en financiación autonómica.

Por último, ha afeado al PNV que diga que “no hay ambiente” para apoyar los Presupuestos Generales del Estado de 2018 pero sí lo haya para pactar el Cupo. También ha arremetido contra el PSOE por respaldar el acuerdo sobre la aportación vasca pese a considerarse un partido “progresista”, y contra ERC y PDeCAT. “Como buenos supremacistas, les gusta el privilegio”, ha dicho a estos últimos, acusándoles de buscar otro “cuponazo” para Cataluña.

Publicidad

Comentarios