Roger Torrent cerraba la sesión de investidura sin votación y con una declaración institucional en la que avisaba: “No vamos a parar”. El presidente del Parlamento catalán llamaba a “un frente unitario en defensa de la democracia”.

Publicidad

Minutos después de dar por cerrado el pleno “simbólico” sin investidura, Roger Torrent realizaba una declaración institucional en la que llamaba a formar un “frente unitario en defensa de la democracia”. Y es que Torrent considera que se está produciendo “una involución democrática sin precedentes”. Además, asegura que la Cámara catalana se ve “asediada por los tribunales”.

Torrent ha hablado en el auditorio del Parlamento catalán, rodeado por rostros como los de Artur Mas o Quim Doménech, y con las familias de Turull y otros encarcelados como público. Sólo los diputados de JxCat, ERC, CUP y Catalunya En Comú Podem asistían a esta declaración, recibiendo a Torrent con un fuerte aplauso.

El presidente del Parlamento catalán decía que lo sucedido este viernes en el Supremo es “un ataque al corazón de la democracia” y es “un paso más dolorosamente contundente y definitivo en la marco de la represión política y la vulneración de derecho fundamentales de los ciudadanos de este país”, por lo que ha instado a los partidos a crear un “frente común”.

“No pararemos, no dejaremos de trabajar hasta que seáis libres con vuestras familias, os queremos en casa y lo lograremos, no tengas ninguna duda”, ha dicho a las familias de los presos.

Sin votación

Con la declaración institucional de Torrent se cerraba el debate de investidura que finalmente no celebraba votación. Ilegal por no encontrarse el candidato en el Parlamento catalán, Torrent decidía no saltarse más leyes y dejar la investidura ante el encarcelamiento de Turull.

Publicidad

Comentarios