Síguenos en redes

¿Qué deseas buscar?

Inbox

v-NOTES: La innovadora técnica de cirugía endoscópica que transforma la ginecología, reduciendo dolor y tiempo de recuperación

A través de un orificio natural como es la vagina, la técnica v-NOTES permite acceder al interior del abdomen con una visión directa, algo imposible en la cirugía vaginal convencional

Se la conoce como v-NOTES y es la última revolución en cirugía mínimamente invasiva ginecológica. Aunque su principal indicación es para la patología benigna fundamentalmente para úteros con miomas y/o problemas de sangrado, según el Doctor Julio Álvarez Bernardi, jefe de Servicio de Ginecología de la Unidad de la Mujer del Hospital Ruber Internacional, “se ha empezado a hacer algunos procedimientos en oncología, principalmente en cáncer de útero o endometrio, aunque, estos casos, todavía no está comprobada la seguridad de la técnica”.

Esta cirugía endoscópica a través de la vagina, que es un orificio natural, cobró mayor importancia en 2018, cuando salió al mercado un dispositivo que “te permite cerrar la vagina de manera hermética, con una especie de tapa que nos permite introducir los instrumentos endoscópicos, destaca el especialista, quien añade que, a pesar de ser un procedimiento poco establecido, “en España hay algunos grupos que la están realizando y vemos que tiene cada vez mayor aplicación”.

Técnica v-NOTES

Tal y como explica el Doctor Álvarez Bernardi, la técnica v-NOTES podría traducirse en la combinación de dos cirugías, la vaginal convencional y la laparoscópica. “A través de la vagina podemos acceder al interior del abdomen con una visión directa, cosa que antes era imposible, ya que podías ver la parte más externa del útero, (el cuello) pero el acceso visual al resto del aparato genital interno (cuerpo del útero, ovarios y trompas), era, a veces, muy dificultoso.

Entre sus ventajas, destacan una reducción no sólo del tiempo quirúrgico, sobre todo si el profesional tiene experiencia en las dos técnicas, sino también mejora de una forma muy significativa el dolor postoperatorio y el riesgo de infección de la herida quirúrgica, ya que la paciente no tiene ninguna herida en el abdomen, disminuyendo, aún más, la estancia hospitalaria de la paciente. Por lo tanto, las pacientes se recuperan antes y pueden retomar su actividad diaria más rápidamente”.

 Una cirugía de tres fases

Como describe el ginecólogo, la técnica v-NOTES podría dividirse en tres fases. En primer lugar, la vaginal, es decir, el abordaje a través de la vagina, abriendo la vagina en su cara posterior y anterior, al igual que al inicio de una histerectomía vaginal clásica (extirpación del útero).

En la segunda fase, el especialista coloca el dispositivo de silicona, que tiene dos aros, uno flexible, que se introduce en el cuerpo, y uno más rígido, que queda fuera de la vagina. “Una vez que lo tenemos colocado, ponemos una especie de tapadera de silicona en forma de gel que nos permite colocar tres puertos de entrada, es decir, el telescopio con la cámara de alta resolución y dos instrumentos para operar”, añade, de manera que, a través de ese dispositivo, se introduce el aire en el cuerpo, permitiendo así distender tanto la entrada de la vagina como el interior del abdomen.

Por último, la tercera fase vuelve a ser vaginal, es decir, “una vez finalizado el procedimiento endoscópico del que se trate, ya sea sobre el útero, ovarios o trompas, retiramos tanto el dispositivo como lo que se ha extirpado y cerramos la vagina por vía vaginal. Una vez que hemos terminado todo, la vagina queda abierta y simplemente queda coserla con unos puntos de cierre”, apunta el Dr. Álvarez.

Contraindicaciones de vNOTES

El jefe de Servicio de Ginecología de la Unidad de la Mujer del Hospital Ruber Internacional, advierte que la contraindicación fundamental de la técnica vNOTES son todos aquellos casos en los que existen adherencias en la zona baja de la pelvis dificultando el acceso vaginal inicial del procedimiento, además de poder producirse lesiones de órganos vecinos al aparato genital (intestino, vejiga).

“Es decir, es contraproducente para pacientes con endometriosis, antecedentes de infecciones pélvicas o cuando la paciente tiene varias cirugías previas en la zona pélvica”, subraya el Doctor Álvarez Bernardi. Además, el experto asegura que también es fundamental cuidar a pacientes a las que se les ha realizado varias cesáreas. En ese sentido, apunta que “no es una contraindicación absoluta, pero, al tener varias cicatrices en la zona entre el cuerpo del útero y el cuello del útero, como hay que acceder por ahí para colocar el dispositivo, habría mayor riesgo de lesiones”, concluye el doctor.

Comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puede interesarte

Inbox

Cualquier persona que vaya a realizar un viaje a un país en el que existen riesgos para su salud puede acudir a este servicio,...

Inbox

Investigadores de CNIC han caracterizado en detalle los procesos por el que un fármaco común en cáncer, las antraciclinas, causan toxicidad cardiaca

Inbox

Los facultativos han acercado a los jóvenes a la situación actual del problema del suicidio, les han explicado qué sentimientos de malestar pueden experimentar...

Inbox

La unión de ribavirina y remdesivir consigue eliminar de forma rápida el virus, al inducir un exceso de mutaciones en su genoma que le...

Inbox

El curso se enmarca en el convenio de colaboración recientemente firmado entre ambas instituciones para el desarrollo conjunto de las actuaciones necesarias para mejorar...

Inbox

Con un enfoque multidisciplinar, la nueva unidad de Heridas Complejas y Estomaterapia combina lo último en tecnología médica con la experiencia de profesionales altamente...

Inbox

La marca certifica el compromiso con la excelencia de las empresas e instituciones que apuestan por la innovación, la mejora constante y la contribución...

Inbox

El abordaje de la hipertrofia benigna de próstata puede implicar tratamiento farmacológico e intervención quirúrgica, además de los cambios en el estilo de vida...