En línea con su objetivo de poner las nuevas tecnologías al servicio de la salud, seguridad y experiencia de sus pacientes, y de forma especialmente útil en el momento actual de intensificación de estrategias no presenciales de cuidado de la salud, siempre que sean posibles, el Hospital Universitario General de Villalba, perteneciente a la red sanitaria pública de la Comunidad de Madrid, ha puesto en marcha el Diálogo Web en su Servicio de Farmacia Hospitalaria para que sus usuarios puedan resolver de forma rápida y eficaz sus dudas acerca de los medicamentos dispensados en el centro.

Tal y como detalla Marta Gómez, jefa del Servicio de Farmacia Hospitalaria del centro, se trata de una vía de consulta ágil y sencilla cuya finalidad es que sus usuarios de tratamientos de dispensación hospitalaria «puedan contactar con un farmacéutico del servicio de forma telemática, sin tener que desplazarse al hospital, para resolver cualquier duda sobre su medicación: reacciones adversas, contraindicaciones, interacciones con otros medicamentos o incluso con productos de herbolario y parafarmacia«.

Entre las consultas más habituales destacan las relacionadas con diferentes productos de herbolario o plantas medicinales que pueden interaccionar con la medicación pautada. «Y es que -asegura la doctora-, muchas personas piensan que este tipo de productos son inocuos, pero pueden interaccionar con ciertos fármacos».

Una apuesta por la digitalización y los servicios no presenciales

El Diálogo Web, que ya funcionaba en otras especialidades, con un alto nivel de satisfacción entre sus usuarios, es una funcionalidad más de las disponibles en el Portal del Paciente, aplicación de desarrollo propio que constituye el principal canal de comunicación del paciente con el hospital y sus profesionales, facilitando y personalizando la autogestión de su salud y evitando desplazamientos innecesarios al centro, entre otras opciones, a través del diálogo web.

Para poder hacer una consulta en el ámbito de la Farmacia Hospitalaria a través de esta funcionalidad, únicamente es necesario estar dado de alta en el Portal del Paciente y acceder al mismo desde cualquier dispositivo electrónico. El hospital enviará un mensaje al paciente informándole de que el servicio está activo y, a partir de ahí, este podrá hacer llegar sus dudas o comentarios al citado servicio, desde donde sus profesionales contestarán a la mayor brevedad posible. «El tiempo de respuesta medio es inferior a 24 horas», señala el este sentido Gómez.

Funcionalidades como esta, clave en la estrategia de digitalización y promoción de la telemedicina impulsada desde hace años por el hospital, cobran todavía más importancia en el momento actual, ya que, como indica la jefa de su Servicio de Farmacia Hospitalaria, «incide de forma muy especial en una línea de trabajo recomendada y en la que vamos a intensificar aún más nuestros esfuerzos, a fin de contribuir a la lucha contra el coronavirus, ya que evitan desplazamientos al centro: los servicios no presenciales».

La Farmacia Hospitalaria, una gran desconocida

Generalmente, los profesionales de la Farmacia Hospitalaria no tienen contacto con pacientes no usuarios de su servicio. Por ello, éste suele ser el «gran desconocido de los hospitales», afirma Gómez. Sin embargo, entre sus funciones se encuentra la gestión de toda la medicación de los pacientes ingresados, la preparación de tratamientos intravenosos o quimioterápicos o la dispensación a pacientes de aquellos que no se pueden adquirir en las oficinas de farmacia. «Tenemos tratamientos para patologías muy diversas: esclerosis múltiple con enfermedades reumatológicas, VIH, medicamentos oncológicos…», indica la experta.

El Diálogo Web viene, además, a completar el programa de distribución gratuita de fármacos de dispensación hospitalaria puesto en marcha por el hospital desde el inicio de la crisis. «Gracias a diferentes departamentos del centro, como Atención al Paciente o Trabajo Social, nos pusimos en contacto con todos los pacientes usuarios de nuestro servicio, y a todos los que han querido adherirse a nuestro programa les hemos hecho llegar su medicación a domicilio sin ningún coste para ellos, evitando así que tuvieran que venir al hospital a recogerla», comenta Gómez.

Este programa, que se mantendrá mientras dure el estado de alarma, se está llevando a cabo con la colaboración de Protección Civil o la Policía Local, según la localidad, cuyo personal recoge los medicamentos en el Hospital Universitario General de Villalba y los lleva a todos los municipios de la Sierra, donde se distribuyen a los domicilios de los pacientes.

Comentarios