La UE y Reino Unido emprenden este fin de semana una cumbre en la que Theresa May pedirá a Bruselas salvar su Brexit. La premier británica espera arrancar de sus socios europeos “garantías legales y políticas” para convencer a los parlamentarios de su país.

Publicidad

La primera ministra de Reino Unido, Theresa May, quiere arrancar de sus socios de la UE “garantías legales y políticas” que convenzan a los parlamentarios británicos. Una manera de salvar su Brexit y de no condenar al Reino Unido indefinidamente.

Por su parte, de momento, la UE solo ha ofrecido a May el compromiso de “estar dispuesta a examinar si se pueden proporcionar más garantías”, según publica ‘El País’ este viernes.

Theresa May quiere lograr de su cumbre en la UE un acuerdo por el que Reino Unido podrá abandonar con ciertas condiciones. Entre ellas, que permanecerá en la unión aduanera hasta que se alcance un pacto sobre la futura relación comercial con Europa.

Unión aduanera

El riesgo de que la permanencia en la unión aduanera se prolongue es elevado. Los acuerdos comerciales suponen negociaciones muy complejas. Y su ratificación debe pasar por todos los parlamentos nacionales o regionales de la UE con competencias en la materia.

Impediría, por tanto, a Reino Unido desarrollar su política comercial al margen de Bruselas.

Solución

La solución pasa por poner fecha de caducidad. Reino Unido tendría que salir inmediatamente de la unión aduanera con o sin nuevo acuerdo comercial. Pero los 27 de la UE lo han rechazado de manera tajante.

Lo que sí responden los europeos es que están dispuestos a tener una relación lo más estrecha posible con Reino Unido. Y confían en que la salvaguarda de la unión aduanera “nunca llegue a activarse”. La UE solo se compromete, por ahora, “a examinar si se pueden ofrecer más garantías”.

Publicidad

Comentarios