Europa ha vuelto a pedir a Puigdemont que no declare la independencia ni cierre puertas al diálogo con su comparecencia de este martes en el Parlamento catalán.

Publicidad

Esta vez ha sido el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, el que a reclamado a Puigdemont unidad “en la diversidad” y le ha pedido que no anuncie nada que pueda echar por tierra la posibilidad del diálogo.

“Hago un llamamiento a @KRLS para que no anuncie una decisión que haga imposible el diálogo. Busquemos siempre lo que nos une. Unidos en la diversidad”, escribía Tusk en un tuit con el que recogía su discurso acerca del tema catalán.

Tusk ha aprovechado su discurso, en el pleno del Comité de Regiones, también para pedir a Puigdemont que “respete el orden constitucional”.

“Me dirijo a usted no sólo como presidente del Consejo Europeo sino como alguien que cree firmemente en la divisa de la UE de ‘unidos en la diversidad’, como miembro de una minoría étnica y un regionalista, como un hombre que sabe lo que se siente al ser golpeado por la porra de la policía. Como alguien, en fin, que entiende y siente os argumentos de ambas partes”, ha dicho Tusk, quien ha recordado además que hace unos días ya pidió a Rajoy que buscara soluciones dialogadas al problema catalán.

El presidente del Consejo Europeo ha arrancado varios aplausos en diversos momentos de su intervención, como cuando ha asegurado que “la diversidad no debería llevar a conflictos cuyas consecuencias serían obviamente muy malas para Cataluña, España y toda Europa”.

“Fijémonos en aquello que nos une y no en lo que nos divide. Esto es lo que definirá el futuro de nuestro continente”, ha terminado Tusk, quien hace así un contundente llamamiento a Puigdemont para que evite cerrar puertas a una solución consensuada y dialogada con Rajoy.

Publicidad

Comentarios