Pablo Iglesias e Irene Montero, dirigente de Podemos, sufrieron este domingo un incidente mientras comían en un restaurante en el centro de Madrid al ser increpados por un venezolano.

Publicidad

Iglesias y Montero, acompañados de otros miembros de la formación morada, se encontraban comiendo en el restaurante Lalina, en los bajos del Teatro de La Latina de Madrid. Un ciudadano venezolano desesperado trató de acercarse al político y comenzó a increparle a voz en grito.

Venezuela se muere de hambre. Venezuela se muere de hambre. Los asesores [de Maduro], que lo piensen. Un pueblo muriendo de hambre, de hambre. Nos morimos de hambre, que lo sepan“. Venezuela se muere de hambre, que lo sepan. Los venezolanos morimos de hambre, que lo sepan”, le espetó. De fondo se oyen también los sollozos de otro venezolano que acompañaba al que llevaba la voz cantante.

El líder de Podemos permaneció sentado en la silla sin prestar excesiva atención a lo ocurrido, mientras la portavoz parlamentaria sí miró hacia el grupo de venezolanos, pero tampoco quiso intervenir. Otras personas sí hicieron su aparición en escena para alejar a este individuo y a sus acompañantes y evitar que el incidente pasase a mayores.

Tras conocerse este incidente, el PP de la Comunidad de Madrid compartió la noticia en su cuenta de Twitter con el siguiente comentario. “Un grupo de venezolanos a Pablo Iglesias: ¡Nos morimos de hambre, que lo sepáis asesores de Maduro!”.

A Pablo Iglesias e Irene Montero no les ha gustado nada que los populares madrileños hayan difundido lo ocurrido y han afeado este comportamiento a través de su cuenta de Twitter.

“Recibir insultos va en el cargo pero que el PP que gobierna en Madrid y en España lo promocione y aliente es grave”, afirmaba el líder de Podemos. “Sentadas dos portavoces de Unidas Podemos, una Vicepresidenta del Congreso y el SG. El PP promueve que nos insulten: su decoro parlamentario”, apuntaba, por su parte, Montero.

Publicidad

Comentarios