El detenido por la Policía de Toronto como supuesto autor del atropello que este lunes causó la muerte de al menos diez personas y dejó heridas a otras 15 ha sido identificado como Alex Minassian, de 25 años.

Publicidad

Alek Minassian, de 25 años, ha sido identificado este lunes como el autor del atropello de más de una veintena de personas en Toronto, en Canadá, según ha informado la cadena de televisión local CBC News.

Minassian, que se encuentra bajo custodia, es un estudiante de la universidad Seneca de Toronto, procedente de Richmond Hill, en Ontario, según la cadena de televisión.

El número de víctimas mortales como consecuencia del atropello ha ascendido a diez personas y otras 15 han resultado heridas.

La Policía canadiense ha confirmado que aún se desconoce el motivo del ataque y ha afirmado que no tenía “nada en sus archivos” sobre el sospechoso. Además ha asegurado que Minassian no está involucrado en ningún grupo terrorista y que no presenta una amenaza mayor para la seguridad nacional.

El ‘número dos’ de la Policía de Toronto, Peter Yuen, ha explicado que se han movilizado “todos los recursos disponibles” para investigar el incidente y se han abierto dos líneas telefónicas, una para víctimas y familiares y otra para testigos que puedan aportar información. Yuen ha advertido que será una “larga investigación” con multitud de testigos.

Por su parte, el ministro de Seguridad Pública del gobierno federal canadiense, Ralph Goodale, ha comparecido ante la prensa para informar del incidente y ha subrayado que por el momento no hay información que justifique un incremento del nivel de riesgo de atentado terrorista.

Las autoridades mantienen así el nivel de riesgo en “medio”, lo que implica que puede producirse un atentado terrorista. Este nivel está en vigor desde octubre de 2014. El ministro Goodale ha afirmado además que el Gobierno “no puede llegar a ninguna conclusión firme” con respecto al atropello.

Alek Minassian
Alek Minassian

LA FURGONETA INVADIÓ LA ACERA

La furgoneta se subió a la acera de la calle Yonge, la principal arteria norte-sur de Toronto, sobre las 13.30 horas (19:27 hora española) y recorrió 1,3 kilómetros arrollando a todos a su paso. Las víctimas se repartieron en tres puntos a lo largo del recorrido, ha explicado una portavoz de la Policía de Toronto, Meaghan Gray.

El conductor de la furgoneta se dio a la fuga, pero la Policía anunció su detención poco después. Hasta que fue capturado, las fuerzas de seguridad desplegaron un cordón de seguridad y pidieron a la población que evitara la zona.

El momento de la detención fue captado en varios vídeos grabados por transeúntes, publicados en las redes sociales y difundidos por las televisiones. En uno de ellos puede verse cómo, tras salir del vehículo, el individuo apunta con lo que parece un arma a un agente que le ordena en numerosas ocasiones que se tire al suelo.

El conductor avanza unos pasos hacia el policía y le grita: “Mátame, dispara a la cabeza”. Poco después, arroja el arma al suelo y se tira para ser arrestado.

El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, ha expresado sus condolencias a las víctimas. “Nuestros corazones están con todos los afectados”, ha dicho. Posteriormente, ha escrito un mensaje en Twitter: “Nuestros pensamientos acompañan a todos los afectados por el terrible incidente ocurrido en la intersección de Yonge y Finch en Toronto. Gracias a los primeros en responder que trabajan en el ligar. Seguimos la situación de cerca”.

Publicidad

Comentarios